ANTOLOGIA DE DECALOGOS LITERARIOS

"Los Diez Mandamientos, considerados útiles reglas morales para vivir en sociedad, tienen un excelente uso literario. El escritor, al contar sus historias, debería hacer que sus personajes violen constantemente estos mandamientos, en conjunto o por partes. Mientras alguien robe, mate, mienta, fornique, blasfeme o desee a la mujer del prójimo tendremos un conflicto y en consecuencia una historia que contar. Por el contrario, si sus personajes se portan bien, no sucederá nada: todo será aburridísimo."
Fernando Ampuero


Uno de los más interesantes y que recoge más sabiduría, tiene un solo postulado. Se lo leí a Alejandro Quintana y dice:

"Porque en realidad ya se ha contado todo; lo novedoso es contarlo de forma interesante".

Es muy común que los escritores, cuando gozan de cierto reconocimiento, decidan organizar sus ideas en forma de recomendaciones que suelen enumerar en listas, generalmente en forma de decálogos, muy a manera de configurar una suerte de "Tablas de la Ley"o de "Diez Mandamientos" , en los que pontifican,-con razón o sin ella, en concordancia con su prestigio y sabiduría o apenas haciendo gala de una vana pretensión un tanto ególatra- sobre sus verdades decantadas acerca del oficio de escribir.

Unos condensan verdaderas sentencias, otras son apenas esbozos que naufragan en su propia babosería; unos son un compendio de ingenio, otros verdaderos destellos de humor, mientras algunos apenas sí resbalan como peligroso chascarrillo en el reino del lugar común.

De todas maneras, en esta página recopilamos algunos de ellos, como elemento para el análisis y estudio de los interesados en el ejercicio de escribir. Muy recomendado para aprendices y aficionados, para lectores desprevenidos, para alumnos de talleres literarios y para todos los que se deleitan del bello arte de la Literatura.

Al final citamos los más ingeniosos, clásicos, reconocidos o polémicos.

Lo que comenzó como un divertimento, pasó a ser una disciplina que permite enriquecer la teoría de la creación literaria, en la voz de los maestros. La idea original parte de la página www.emiliorestrepo.blogspot.com
Comentarios y aportes, favor remitirlos a emiliorestrepo@gmail.com

domingo, 31 de enero de 2016

Los 10 Mandamientos del Editor. ERIC FRATTINI

Los 10 Mandamientos del Editor ( …o diez consejos del editor al escritor y que debes cumplir si quieres ser escritor)
Por ERIC FRATTINI

Creo recordar que estas ‘Tablas de la Ley’ fueron reveladas por el gran profeta del libro llamado Mario Muchnik, uno de los grandes entre los grandes en el mundo de la edición en España. Dejo esto claro para que los puristas y que en este país hay muchos, no me acusen de plagiar a Muchnik. La cuestión es que estaba pensando qué escribir para el Blog Capítulo aparte del Diario ABC. Rebuscando en el armario olvidado de mi disco duro, me encontré con un documento de Word sin clasificar que se titulaba ‘10 Consejos del editor al escritor‘. Lo abrí y descubrí el magnífico texto de Muchnik. Lo leí atentamente y con un lápiz rojo virtual pretendía marcar todos aquellos Mandamientos que violaba. La verdad es que mi puntuación ha sido muy alta. Si fuera Moisés, en lugar de Muchnik entraría en el Reino de los Cielos de los escritores y no es por echarme flores. Llevo publicando la friolera de dieciocho años, desde 1994. He escrito en total veinte ensayos, tres novelas y la cuarta en camino y en estos dieciocho años cumplo a rajatabla los diez mandamientos del Profeta Muchnik y si no que se lo digan a mis queridas editoras de Espasa Calpe, Miryam Galaz, Belén Bermejo, Pilar Cortés, Olga Adeva y Virginia Galán, que me sufren en silencio como las hemorroides desde hace una década.

Siempre defiendo ante mis amigos, totalmente ajenos a este mundo, el que sólo podemos catalogarnos como ¿intelectuales? cuando estamos a solas en nuestros estudios en la dura tarea de crear una historia si es ficción u ordenar una buena documentación, si es ensayo. Cuando entregamos el manuscrito al editor, en ese mismo momento nos convertimos en ‘vendedores’. Yo incluso lo retrato de forma divertida como aquellos hombres que recorrían con la escalera, la cabra y el acordeón pueblos y aldeas de la España rural. Hoy los escritores recorremos kilómetros y kilómetros armados de enaras (esos grandes carteles de publicidad con la imagen de nuestra portada) a la espalda y que montamos y desmontamos en cuestión de minutos con tal de vender nuestro título del momento tal y como hacían esos vendedores de alfombras a pie de camión en los años 50. Pero bueno, no me enrollo más… sólo pido a los escritores y a los que quieren serlo que lean atentamente el texto que sigue a continuación. Este es mi personal homenaje a los editores con los que me he encontrado y si selecciono-corto-pego este texto es por la sencilla razón de que debe ser una buena lección para todos aquellos que quieran sumergirse en el maravilloso mundo de contar una historia real o de ficción.

LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE MARIO MUCHNIK

Para un editor no hay nada como ver un libro recién salido de la imprenta y comprobar que todo ha salido como esperaba, pero… ¿os habéis preguntado alguna vez el complejo trabajo que se esconde hasta llegar hasta este punto? Es cierto que en muchas ocasiones no se valora realmente la labor del editor; sin embargo, el formato del libro, la cubierta, la tipografía o el precio, entre muchas otras cosas, depende de nosotros… y todo ello sin contar con los “extraños” comportamientos de algunos escritores durante el proceso de edición… Por ello, damos unos consejos a los escritores que de ahora en adelante se pongan en contacto con nosotros para evitar este tipo de situaciones y que ¡por fin, realmente alguien nos escuche!…

1. Si tu manuscrito no se entiende, por favor, permítenos que cambiemos al menos una coma.

2. No mandes el texto sin corregir para que seamos nosotros quienes lo hagamos… No queda demasiado profesional por tu parte.

3. Contamos con unos grandes diseñadores (si no, los mejores…), así que si podemos ofrecerte una gran portada, intenta no cerrarte únicamente a tu idea, eso sí, no dejes de decirnos lo que piensas.

4. Si no entiendes nuestro idioma, ¡por favor, no te entrometas en la traducción!

5. No nos envíes el manuscrito y te desentiendas, pueden surgir dudas en su lectura…

6. ¡Pero tampoco te obsesiones y nos llames varias veces al día para ver cómo lo llevamos! Si surge cualquier problema o te necesitamos, no tardaremos en ponernos en contacto contigo.

7. No mandes la última versión una y otra vez al agregar nuevos cambios. Asegúrate de que está todo correcto y envíanosla.

8. Si escribes varios libros al año, no nos los envíes todos juntos para publicarlos cuanto antes. Intentamos poder con todo el trabajo, pero ya sabes, mejor publicar uno bien que cinco mal.

9. Si tienes amigos que han escrito algo, estaremos encantados de recibir sus manuscritos, ¡pero no abuses y decide bien a quién eliges! (aunque ello te cueste la amistad de algunos de ellos).

10. ¡No somos ricos! Aunque estés convencido de que nos haremos millonarios con tu best seller, recuerda que con el porcentaje del dinero obtenido de las ventas que nos pertenece, tenemos que soportar los costes de impresión, gastos generales, impuestos y el margen con el que poder vivir, por supuesto (que ya sabemos lo cara que está la vida actualmente…).

Y AHORA LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE ERIC FRATTINI

1. Amarás a tu editor sobre todas las cosas.

2. No pronunciarás el nombre de tu editorial en vano.

3. Santificarás los descansos de tu editor.

4. Honrarás a tu editor y a tu editorial.

5. No matarás jamás a tu editor, ni se te pasará por la cabeza ni siquiera una vez.

6. No permitirás que tu editor cometa actos impuros con tu manuscrito.

7. No robarás la obra de otro autor. (ni siquiera citando, ni sobredocumentando)

8. No escribirás falsos textos, a no ser que sea ficción.

9. No consentirás pensamientos ni deseos impuros del editor hacia tu manuscrito.

10. No codiciarás los éxitos ajenos (de forma malsana y menos cuando son tus amigos).

Tomado de: